Breve Novena a la Virgen de Fátima

Vírgen de Fátima

Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo;
Os adoro profundamente, y te ofrezco
el precioso Cuerpo, Alma y Divinidad de Nuestro Señor Jesucristo,
presente en todos los tabernáculos del mundo,
en reparación de los ultrajes con que es ofendido.

Por los méritos infinitos de su sagrado Corazón,
y por la intercesión del Inmaculado Corazón de María,
os pido la conversión de los pobres pecadores,
y la gracia especial que solicito en esta novena.

Amén

Haga la petición de la gracia que desea obtener y rece un Ave María

Flor del 3 de mayo: Madre de Dios (Fiesta de nuestra Señora del Valle)

Meditación: “Por ser su Hijo Dios, María es Madre de Dios” (Lucas 1,3-5). Dios nos amó tanto que no sólo nos entregó a Su Hijo sino que nos dio a Su Madre. “Cuando llegó la plenitud del tiempo, Dios envió a Su Hijo nacido de Mujer…para que recibiésemos la adopción de Hijos de Dios” (Gálatas 4,5). Este es el maravilloso final del Plan del Padre y el sublime oficio de María, hacernos hijos de Dios, uno en Dios.

Oración: ¡Oh María, te agradecemos el regalo que nos ha hecho nuestro Dios amado, ponernos en tus hermosas manos para hacernos santos. Amén.

Decena del Santo Rosario (Padrenuestro, diez Avemarías y Gloria).

Florecilla para este día: Examinar mi devoción a la Virgen y cómo la practico.